Todas las respuestas

Cannabis Medicinal: Todas las respuestas que necesita saber

¿Qué es el cannabis medicinal?

El cannabis medicinal proviene de tres especies diferentes de cannabis silvestre: sativa, indica y ruderalis. El mismo ha sido ampliamente utilizado como medicina durante miles de años.

Los principales productos químicos del cannabis con el mayor beneficio médico son dos: THC y CBD. Los tratamientos que incluyen toda la planta, una combinación de THC y CBD, tienen un mejor efecto que los componentes individuales por separado. Esto se conoce como el efecto séquito. El cannabis medicinal con diferentes proporciones de THC y CBD se prescribe para afecciones y síntomas diferentes.

¿Cómo funciona el cannabis medicinal?

El cannabis complementa el sistema natural de cannabis del cuerpo, el sistema endocannabinoide.

Este sistema tiene un efecto sobre la memoria, el control del movimiento, la modulación del dolor, el desarrollo y la plasticidad neuronal, y la adaptabilidad del sistema nervioso. También influye en el sueño, el apetito, la ansiedad y el comportamiento social, así como en la vejiga, los intestinos, el sistema reproductivo, el corazón, los sistemas hormonales y metabólicos, y el control del cáncer.

Hay químicos naturales que circulan en el cuerpo y se unen a los receptores de cannabinoides propios de nuestro organismo. Existen dos subtipos de receptores: CB1 y CB2. A través de estas uniones químicas, el sistema endocannabinoide del cuerpo realiza sus funciones. Los tratamientos con cannabis complementan y ayudan a la circulación natural en el cuerpo de aquellos productos químicos que se asemejan en su composición al cannabis.

Cepas de cannabis con proporciones equilibradas (THC = CBD)

Cada vez es mayor el consenso médico acerca de los mejores beneficios terapéuticos con el uso de una proporción equilibrada entre THC y CBD. Además de abordar problemas como el insomnio, el dolor y los espasmos musculares, esta relación se está probando para determinar su eficacia contra afecciones como enfermedades de la piel, el autismo, la fibromialgia y ciertos tipos de cáncer.

Cepas de cannabis con predominio de CBD (THC < CBD)

Las cepas con alto contenido de CBD se pueden usar para muchas afecciones médicas, incluidas la epilepsia resistente al tratamiento y la ansiedad, la enfermedad de Crohn, la esclerosis múltiple, la diabetes y la colitis. A menudo, los tratamientos comenzarán con una cepa con predominio de CBD, ya que muchas personas desean evitar el “colocón” que puede generar una cepa con alto contenido de THC.

Cepas de cannabis con predominio de THC (THC > CBD)

El THC puede ser un medicamento beneficioso para afecciones que incluyen dolor crónico y tratamiento posterior a la quimioterapia, ya que aumenta el apetito y reduce las náuseas. También puede reducir la inflamación y mejorar el control y la coordinación muscular. Los efectos pueden incluir euforia, estado de ánimo positivo y relajación. Muchas veces se utiliza CBD junto con THC para contrarrestar cualquier ansiedad que pueda resultar de los tratamientos con cepas con predominio de THC.

Vías de administración

El cannabis medicinal se puede recetar por vía oral como una cápsula, aceite o tintura. También puede ser inhalado luego de ser vaporizador. Finalmente existe también el uso tópico, en forma de loción, bálsamo o crema aplicado sobre la piel.

¿Es legal el uso del cannabis medicinal en argentina?

Si. La ley 27.350 da el marco normativo para su legalidad. Si quiere saber más no deje de leer la nota respeto de esta ley.

Tratamientos

Nuestros especialistas médicos identificarán los productos apropiados después de una evaluación exhaustiva, incluidos los síntomas principales, los medicamentos en uso, el patrón de sus síntomas y los factores de estilo de vida, como ocupaciones sensibles a la seguridad. También controlarán y ajustarán su medicación de forma regular para garantizar el mayor efecto con la menor cantidad de efectos secundarios.

Hemos diseñado un proceso cuidadoso para monitorear el bienestar de nuestros pacientes, con citas de seguimiento presenciales y a distancia (telefónicas y por videoconferencia) después de una semana y luego cada mes, durante tres meses después de su primera consulta.

Nuestros especialistas están siempre disponibles para cualquier consulta o inquietud. La atención al paciente es nuestra prioridad absoluta.